Almuerzo tipico japones

Japón una súper experiencia cultural y gastronómica

Años atrás mi esposo me dijo que tenia ganas de ir a Japón y yo siempre me resistía, ya que no era un país el cual me emocionaba visitar. Entonces apareció una muy buena oferta en los boletos aéreos y nos decidimos ir a Japón. Los meses antes del viaje mi esposo se encargo de investigar y de realizar todas las reservaciones de las excursiones y de los lugares que visitaríamos en Japón. El viaje consistió en visitar las ciudades de Tokio, Nara, Osaka y Kioto. El idioma fue una de mis principales preocupaciones, sin embargo los japonés son muy amables y muchos de ellos hablan en ingles.

Tokio fue la primera ciudad que visitamos y desde que llegamos empezó a conquistarme su gente, su educación, su cultura y sobre todo su gastronomía.

En Tokio podemos encontrar un sistema de transporte súper organizado y fácil de usar. Este fue el medio de transporte que mas utilizamos para movernos en esta ciudad. En las estaciones de tren siempre encontrábamos un personal que nos ayudaba a tomar la ruta correcta a nuestro destino.

Desde que llegué a Tokio pude darme cuenta que la gastronomía es muy variada, que no todo es sushi.  Los japonés consumen muchas verduras y vegetales, así como también sopa de miso y te verde en todas sus comidas. Su alimentación es muy ligera y es posible que siempre tengas hambre, porque el consumo de calorías y carbohidratos es muy bajo. En Tokio pude probar un asado tradicional japonés, el pollo frito (que es buenísimo), verduras en tempura, carne Kobe (la mejor carne del mundo), ramen y sushi en el mercado Tsukiji.

Tuna fresca

Nuestra visita en Nara fue muy breve y solo pudimos ir a un templo del Budismo y al edifico mas viejo en madera que es del siglo XIII, el cual ha resistido a fuertes terremotos. En Japón existen muchos templos del Budismo y del Sintoísmo, ya que son las dos religiones que practican los japonés. Luego de salir de los templos nos trasladamos a un restaurante típico japonés donde los locales suelen tener sus almuerzos familiares los domingos. La verdad que fue un almuerzo muy rico.

Almuerzo tipico japones

La ciudad de Kioto me enamoró. Esta era la única ciudad que me interesaba visitar debido al famoso libro “Memorias de una geisha”. En Kioto aún se conservan las casas de las geishas y en ocasiones se pueden verlas caminado en las calles de la ciudad. Fue muy emocionante para mí poder ver salir a una verdadera geisha, así como también a las aprendices de geisha, mientras conocía Gyon. Allí pudimos disfrutar una cena tradicional japonesa, con todos los elementos que la componen. Fue una cena de varios tiempos, básicamente de verduras y dos proteínas en porciones muy pequeñas. Además, conseguimos probar un poco de la comida callejera de esta ciudad.

Osaka es una ciudad muy diferente a las demás, debido a que son mas energéticos y atrevidos que los japoneses tradicionales. Me sorprendió mucho ver el comportamiento de los locales en Osaka. Es una ciudad mas movida y con mas vida que las otras que visité, sin embargo se puede encontrar muy buenos restaurantes para comer sushi o ramen.

Ramen

Otra vez volvimos a Tokio para revisar que nos faltaba por probar y por ver en Japón, así que hicimos una lista y aprovechamos los últimos días en Tokio.

Algo debo decirles es que en Japón no encontraras los rollos de sushi que estamos acostumbrados a comer en este lado del mundo. Que los ramen los encuentras por todos lados y los puedes ordenar en una maquina antes de entrar a comer en restaurante. Y para los momentos de hambre puedes encontrar un 7Eleven y comprar un snack sin problemas.

La sopa de miso, el arroz blanco, las verduras y el te verde siempre estarán presente en las comidas.

En Japón no encontraras zafacones en la calles, y este país es súper limpio.

Si tienes miedo al idioma contrata un servicio de guías desde aquí y ellos te llevaran a conocer la ciudad en tu idioma.

Cuando visites a Japón recuerda ser amable, de disfrutar el viaje y cuidado con el sake.

No comments yet.

Deja un comentario